Horarios de atenciónSee other templates

La vejez de su animal no es excusa para desatender sus necesidades veterinarias.

Los perros y gatos de edad avanzada presentan frecuentemente procesos articulares, disminución de la capacidad auditiva y de visión, aparición de tumores, algunas enfermedades bucales, cardíacas, hepáticas y lesiones renales, por lo que es importante la detección precoz de patologías asociadas al envejecimiento.

El envejecimiento normalmente comienza a los 6 años de vida. En las razas gigantes se pueden observar los primeros problemas de salud a partir de los 5 años.

Gatos y perros pequeños pueden vivir mucho más de la media, entre 15 y 18 años. Perros de razas grandes no alcanzan edades tan avanzadas como los de razas pequeñas. Generalmente viven 11-13 años.

Para poder realizarle un programa geriátrico a su mascota en particular, es necesario realizar revisiones periódicas que pueden consistir en:

• Examen físico: Ojos, boca, oídos, piel, etc.
• Análisis de sangre y orina:  Detecta funcionamiento inadecuado en el riñón, hígado y hormonas.
• Revisión cardíaca: Es común en estas edades que aparezcan enfermedades valvulares, cardíacas y dilataciones; por lo que se realizan auscultaciones, radiografías, electrocardiogramas, ecocardiogramas, etc.
• Ecografía abdominal: Se podrá ver el estado de los órganos internos, como útero, próstata, hígado, riñones. Es especialmente útil para la detección precoz de tumores.

Enfermedads más frecuentes asociadas al envejecimiento:


•     Problemas dentales (periodontitis, presencia de abundante sarro, abscesos, pérdida de piezas...) que deben ser vigilados.
•     Los problemas músculo-esqueléticos son muy frecuentes; pueden aparecer dificultades al caminar, rechazo a paseos prolongados, dolor articular, especialmente cuando pasa del reposo al movimiento. Muchas veces se pueden observar cojeras que mejoran después del ejercicio, estos síntomas no atendidos pueden conllevar a una artrosis
•     Enfermedades cardíacas: la fatiga, la intolerancia al ejercicio o la tos son síntomas a tener en cuenta.
•     Tumores: la aparición de cualquier masa, pigmentación anormal, cambio corporal o de conducta debe comentarse al veterinario. Los síntomas que produce un tumor son poco específicos y dependen del órgano que afecte.
•     Enfermedades endocrinas o con base hormonal (ejemplo Diabetes Mellitus).
•     Enfermedades degenerativas hepáticas y renales. Los signos más frecuentes a vigilar son: vómitos, pérdida de apetito, adelgazamiento, sed y exceso de orine.
•     Enfermedades del aparato reproductor, las infecciones uterinas en las hembras y los problemas prostáticos en machos son algunos de los más frecuentes.

Volver
JSN Boot template designed by JoomlaShine.com